Electricidad para limpiar aguas residuales tóxicas


Un equipo de ingenieros se halla un paso más cerca de conseguir limpiar los caudales de aguas residuales industriales muy contaminadas.


Unos investigadores de la Escuela de Ingeniería Química y Biomolecular, de la Universidad de Sydney, desarrollaron un proceso de oxidación electroquímica con el objetivo de limpiar aguas residuales complejas que contenían un cóctel tóxico de contaminantes químicos.


"Nuestro estudio, publicado en la revista Algal Research, involucró aguas residuales industriales que habían sido fuertemente contaminadas con un cóctel de especies orgánicas e inorgánicas durante un proceso de producción de biocombustible", dijo Julia Ciarlini Jungers Soares, quien está completando un doctorado en Ingeniería Química y Biomolecular bajo la supervisión del Dr. Alejandro Montoya.


Las aguas residuales, que contenían carbono, nitrógeno y fósforo, se generaron en una planta piloto, diseñada por el equipo para la producción de biocombustibles utilizando microalgas abundantes de forma natural.


El proceso consistía en tratar las aguas residuales con electricidad utilizando electrodos especializados. Descargaban electricidad, y luego llevaban a cabo reacciones de oxidación cerca de las superficies de los electrodos, transformando los contaminantes orgánicos en gases, iones o minerales inofensivos.


"Hemos empleado un proceso increíblemente poderoso que elimina incluso los contaminantes no biodegradables más persistentes, como los productos farmacéuticos y los plaguicidas, así como diversas clases de compuestos orgánicos que se pueden encontrar en muchos efluentes industriales", dijo.


"El proceso es relativamente sencillo, no requiere la adición de productos químicos ni condiciones de operación severas, y no produce caudales de desechos adicionales".

"Las aguas residuales son un problema importante para nuestro medio ambiente, así como para muchas industrias que utilizan volúmenes sustanciales de agua en sus procesos, como en reacciones, transporte y lavado, y refrigeración. Encontrar soluciones adecuadas para la reutilización o la eliminación es a menudo muy difícil y costoso.


"El método electroquímico que utilizamos puede aplicarse fácilmente a las industrias que deben cumplir con estrictas regulaciones para la eliminación de aguas residuales, como el procesamiento de pulpa y papel, bodegas, así como instalaciones de producción farmacéutica.


"En todo el mundo, los investigadores están investigando métodos para el desarrollo de biocombustibles a partir de algas. El desarrollo de alternativas para el tratamiento y la reutilización de este efluente industrial es un tema de investigación candente y puede brindar oportunidades de recuperación de energía y recursos en un marco circular de bioeconomía".


El equipo pronto llevará a cabo una investigación centrada en contaminantes específicos para comprender mejor las transformaciones químicas que tienen lugar durante la oxidación electroquímica, y ampliará la escala del proceso.


En un informe de la UNESCO de 2017 se constató que las oportunidades que ofrece la explotación de las aguas residuales como recurso son enormes, y que las aguas residuales gestionadas de forma segura son una fuente asequible y sostenible de agua, energía, nutrientes y otros materiales recuperables. (Fuente: NCYT Amazings)



Visita tambien 

Creado por David E. Cepeda @DavidECepeda